Cargando...

Ingresa tu búsqueda

UTEC lanza sus primeros dos diplomas “flexibles, cortos y dinámicos”

Comienzan en octubre y noviembre, no superan los nueve meses: cómo evaluar si el dinero y tiempo fue bien invertido y cómo hacer de un ambiente de trabajo en continua capacitación y aprendizaje un sitio ideal para crecer

Programas “flexibles, cortos y dinámicos”, así resumió la propuesta Álvaro Pena, director del Departamento de Programas Especiales de UTEC.

Con el lanzamiento de dos diplomas la Universidad Tecnológica busca comenzar a “posicionarse como un actor en programas de formación profesional” en el país, destacó Pena. Aspira a que desde grandes empresas hasta una Pyme en alguna parte del interior del país puedan actualizarse con cursos de formación continua y titulación al finalizar.

“Hay una comunidad en Uruguay ávida por actualizarse. Ya tienen un título y no piensan en comenzar una nueva carrera pero sí quieren actualizarse para acompañar los desafíos del entorno laboral o el nuevo entorno social y productivo”, comentó Pena.

Existe una necesidad por una mayor oferta de formación con este perfil en todo el país. Esto surge de un relevamiento realizado para definir el Plan Estratégico 2025 de UTEC y tras recorrer Uruguay y hablar con personas de los más diversos perfiles. Conociendo este interés es que UTEC lanza sus primeros dos diplomas con un máximo de nueve meses de duración y un costo accesible con posibilidades de financiamiento y becas.

La modalidad será mayormente en línea, con docentes en diferentes partes del mundo como España y Estados Unidos. También habrá clínicas o master class opcionales y presenciales.

Dos temas que interesan

Los dos primeros diplomas de UTEC abordan temas que el equipo relevó son de interés, y además, resultan estratégicos para el país.

  • Para quienes nunca dejan de aprender o integran equipos que se capacitan continuamente: 

          DIPLOMA EN DISEÑO DE AMBIENTES DE APRENDIZAJE

El equipo de UTEC tiene experiencia en el sector educativo, empresarial, de coworks y emprendimientos. “Esta diversidad nos permite decantar y poder compartir habilidades y conocimientos relevantes a la hora de diseñar un ambiente de aprendizaje”, destacó Pena.

De la tradición de pasar “piques” de conocimiento de un compañero de trabajo a otro, a contar con un robusto programa para la tecnificación hay un gran paso, y este diploma ahonda en este camino, comentó Pena.

Este diploma apunta a desarrollar profesionales capaces de generar propuestas de formación profesional innovadoras y adaptadas a las necesidades de cada organización.

Lejos del “formato escuela”: La educación no es solo aquella del niño o joven en clase. En el sector corporativo, “es fundamental contar con diseñadores de ambientes de aprendizaje que sean capaces de generar recursos educativos para el desarrollo de sus equipos. Este tipo de recursos pueden ser desde materiales tradicionales hasta experiencias en realidad virtual o simulaciones interactivas”, dijo el profesor Ezequiel Aleman, integrante del Comité Académico del diploma. Es docente Adjunto de Programas Especiales de UTEC y se encuentra cursando su doctorado sobre Educación e Interacción Humanos-Computadoras en Iowa State University.

“Los diseñadores no sólo se encargan de generar recursos o experiencias de aprendizaje. Cuando se introducen programas de formación profesional, el rol del diseñador de ambientes de aprendizaje, o diseñador instruccional, es recoger, procesar y analizar datos que permitan determinar si los objetivos se están cumpliendo, asegurando que los recursos se utilicen de forma adecuada. En definitiva, es un rol clave para el crecimiento y fortalecimiento de los equipos de trabajo, que puede generar cambios positivos en el reconocimiento de la labor de las personas, y optimizar los tiempos y recursos que conlleva la formación profesional”, detalló Alemán.

En otras áreas como en la cultura y la educación también existen oportunidades y el curso abrirá las puertas para su desarrollo en todas ellas.

“Es un área que brinda oportunidades para generar ambientes de aprendizaje innovadores en contextos no tradicionales, destacó Aleman.

El diploma “es un espacio de formación ideal para aquellos que buscan construir escenarios educativos diferentes” y acordes a las necesidades y problemas de cada población, pero sin perder la excelencia académica, invitó el docente.

  • Para quienes necesitan evaluar si el dinero y el tiempo invertido valió la pena:

          DIPLOMA EN EVALUACIÓN PARA EL CAMBIO

Tanto quienes gestionan fondos públicos como quienes están en empresas que destinan dinero a desarrollar proyectos se enfrentan a un mismo desafío: evaluar si el dinero, el proyecto invertido, generó un cambio, incidió.

Para conocer el impacto hay que poder evaluar los proyectos de cualquier índole ya sea de capital humano o de otro tipo, y para ello hay que saber hacerlo. “Queremos que esos fondos rindan más”, comentó Pena.

Este diploma busca contribuir con la formación de profesionales y especialistas en evaluación de proyectos, instrumentos y programas. Se espera fortalecer las competencias necesarias para diseñar e implementar evaluaciones, así como oficiar de contrapartes críticas del encargo de evaluaciones a terceros.

Una “necesidad” única en Uruguay: 

¿Cómo aprendemos si no evaluamos? ¿Cómo podemos incrementar la justicia social y elacceso a la información si no evaluamos? ¿Cómo podemos definir si un proyecto es exitoso como para replicarlo si no evaluamos? ¿Cómo identificar si un proyecto de innovacióncontribuye con el desarrollo? ¿Cómo saber si un proyecto tecnológico cumple su cometido?

“Esta es una formación diseñada en base a las necesidades”, planteó Mariángel Pacheco, integrante del Comité Académico del diploma, docente Asociada del Programa de Evaluación y Estadística de UTEC. La economista está realizando su doctorado en la Universidad Politécnica de Valencia en el estudio de las interacciones productivas entre la ciencia y la sociedad.

En Uruguay y en la región, la formación específica en evaluación es limitada. De hecho, en Uruguay esta será la primera oferta de titulación universitaria en evaluación como una disciplina. Abarca desde comprender las disciplinas en juego desde el diseño hasta el procesamiento y la difusión, hasta las metodologías existentes para hacerlo, según las necesidades, con un espacio para intercambiar al respecto.

Pacheco destaca la diversidad de perfiles que prevé encontrar dada la temática. Por ejemplo, puede interesarle a personas que ya se encuentran vinculadas a instituciones y en particular, trabajando en evaluación y monitoreo. El diploma  podría ser una oportunidad para continuar con su proceso de especialización en evaluación, certificar competencias adquiridas en base a la experiencia, la práctica autodidacta, cursos cortos u otros esfuerzos aislados de formación relacionada con la evaluación. Para quienes trabajan en el ámbito de la consultoría en evaluación el diploma también podría representar una oportunidad de certificación de competencias, fortalecimiento de su formación, así como la especialización profesional.

Por más información:

Diploma en Diseño de Ambiente de Aprendizaje utec.edu.uy/daa

Diploma de Evaluación para el Cambio  utec.edu.uy/deval

Noticias relacionadas

A %d blogueros les gusta esto: