Cargando...

Ingresa tu búsqueda

“Universidades Tecnológicas: desarrollo, innovación y competitividad”

Desarrollo institucional: la experiencia de la Universidad Nacional de Río Negro

El Rector de la Universidad Nacional de Río Negro (Argentina), Ec. Juan Carlos Del Bello, quien además se desarrolla como Director de la Maestría en Ciencia, Tecnología e Innovación de esa institución, brindó una conferencia en el marco del Simposio “Universidades Tecnológicas: desarrollo, innovación y competitividad”, organizado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y la UTEC, y desarrollado el jueves 13 de agosto en la Sala de Actos del Laboratorio Tecnológico del Uruguay.

Del Bello realizó en 2014 una consultoría para la UTEC, cuyo objetivo principal es elaborar una propuesta formativa integral para ser impartida en el Instituto Tecnológico Regional Centro Sur –que estará localizado en la ciudad de Durazno-.

La consultoría formó parte de un acuerdo de cooperación técnica firmado entre la UTEC y el BID, con la financiación del Fondo Coreano para la Reducción de la Pobreza, a fin de realizar consultorías y otras actividades de carácter técnico y educativo que contribuyan al diseño institucional y académico de la universidad durante su fase de implementación inicial.

En su exposición, Del Bello presentó a modo de contexto las características principales del sistema universitario argentino, se refirió al camino recorrido por la Universidad Nacional de Río Negro en sus primeros seis años de vida y profundizó sobre algunos de los puntos claves en su etapa de puesta en marcha.

“El sistema universitario argentino tiene más de un centenar de instituciones, un poco más de universidades privadas que estatales, pero la característica esencial de nuestro sistema es que el 80% de los estudiantes cursan en universidades estatales”, indicó.

Las universidades forman principalmente Licenciados, Ingenieros o equivalentes. La duración de las carreras es de cuatro años (Licenciaturas), de cinco (Ingenierías) o de seis en el caso de la Medicina.

Salvo raras excepciones, explicó, “no hay articulación entre la formación de Técnicos Superiores e Ingenieros o equivalentes, incluso al interior de las propias universidades”.

El sistema universitario argentino es fuertemente profesionalista, similar a lo que ha sido el desarrollo histórico uruguayo y de otros países de América Latina, es decir, para la formación de abogados, médicos y no necesariamente para otro tipo de formaciones de carácter tecnológico.

Sin embargo, la Universidad Nacional de Río Negro adoptó desde su génesis –en 2007- en enfoque humboldtiano de universidad, con fuerte énfasis en la investigación.

“No somos una universidad tecnológica, somos una universidad regional que atiende los requerimientos del territorio. Pero tiene una impronta tecnológica muy importante y entiende a la investigación como una prioridad”, aseguró.

El modelo de la universidad desde el origen fue de multi-campus. Esto es una diferencia central con otras universidades nacionales de Argentina que están también en provincias del interior del país y que tienen un modelo uni-campus.

“Desarrollar una universidad desde los orígenes en múltiples sedes les puedo asegurar que es una proeza, es algo muy difícil de realizar. El desarrollo en el interior es un problema real y la clave para ser una buena universidad es tener buenos profesores. El asunto es cómo radicar a los buenos profesores en el interior. No me refiero a profesores viajeros, sino a profesores que se radiquen en el interior, que hagan docencia e investigación. Que den clase, que atiendan a los estudiantes, que hagan tutorías, que hagan investigación, desarrollo, innovación, etc. Seguramente será el desafío que afrontará UTEC en los próximos años.”

En ese sentido, Del Bello aseguró que la radicación de docentes investigadores en el interior no es algo que las universidades puedan hacer de forma aislada.

“No lo puede hacer la  universidad sola si no confluyen otros actores en ese proceso. Trabajar solamente con docentes viajeros puede ser una opción para el primer año, puede ser el segundo, pero es pan para hoy y hambre para mañana. No resuelve el problema estructural.”

Por último, Del Bello se refirió a la participación de la sociedad civil y el sector productivo en los propios órganos de gobierno de la Universidad, y ejemplificó con el Consejo de Investigación, Desarrollo y Transferencia de Tecnología, que está compuesto por un 52,2% de representantes del orden docente, 17,4% de los estudiantes, 13% de funcionarios no docentes y 17,4% de representantes externos.

Los miembros externos de este Consejo son los Ministros de Educación y Economía del Estado provincial, legisladores provinciales, empresarios, organismos nacionales de Ciencia y Tecnología,  sindicatos, ONGs y colegios profesionales), y cuentan con voz y voto.

Video de la conferencia del Ec. Juan Carlos Del Bello.

Noticias relacionadas

A %d blogueros les gusta esto: