Cargando...

Ingresa tu búsqueda

Arte, cultura y tecnología en Fray Bentos

Este viernes 24 de mayo se realizó en el Instituto Regional Suroeste de UTEC en Fray Bentos “Culturartec”, un encuentro de arte cultura y tecnología que sirvió para mostrar parte de lo que los estudiantes desarrollan allí.

En el hall central se exhibió “Luces del interior”, una exposición fotográfica que reflejó historias de mujeres del interior del país, a cargo de Sarah Simon, quien llegó desde Estados Unidos como becaria de Fulbright.

La iniciativa surgió desde el Programa de Lenguas y combinó los conocimientos que los estudiantes van desarrollando en UTEC. La docente del programa de Lenguas Rossana Mántaras fue la encargada de coordinar y desarrollar las actividades que fueron abiertas al público y contó con una muy buena participación de estudiantes, familiares y vecinos de Fray Bentos.

“Quisimos vincularnos con la población para promover la cultura, el arte y la tecnología a través del lenguaje”, manifestó Mántaras. “La idea que nos propusimos es poder mostrar el arte y la cultura, ya sea en la forma de fotografía o poesía; a través de las carreras tecnológicas, algo que no explotan mucho por su esencia de ingeniería” agregó.

La jornada tuvo varias instancias simultáneas que hicieron sentir a los presentes diferentes experiencias que rompen el mito de que tecnología y arte no van de la mano.

Una de las primeras secciones que se encontraron fue la muestra de Sarah Simon “Luces del interior”, compuesta por 12 fotografías de 12 mujeres de diferentes edades y de distintos departamentos del interior que fueron entrevistadas por la fotógrafa. Además, la muestra tuvo como soporte la creación por parte de un estudiante de Mecatrónica de un “chatbot” que permitió a los presentes, a través de WhatsApp, interactuar con la historia de la mujer contada por Sarah.

Paralelamente a raíz de un taller de fotografía que Sarah realizó en UTEC, se concretó “Ekphrasis”, una muestra fotográfica acompañada de texto. En este taller se exhibieron imágenes no sólo de estudiantes del instituto sino también de integrantes de la comunidad que se sumaron a las clases de Sarah.

Realidad virtual y pinturas de luz

Hubo en Culturartec dos áreas más interactivas donde los presentes se animaron a jugar y crear mediante la tecnología. Una de las secciones fue la de realidad virtual, donde cada uno pudo construir su propio arte con herramientas que tenía a disposición luego de colocarse lentes de realidad virtual.

La otra sección interactiva y que llamó la atención a los participantes fue “Pinta tu luz”. Allí las personas podían dibujar con la linterna de su propio celular durante 3 segundos una imagen que era fotografiada por una cámara que fue preparada especialmente para este experimento.

Se contó también con un espacio denominado “U Talk” donde, mencionando una palabra, varios estudiantes presentan sus experiencias de forma divertida y sin sobrepasar los 6’40” en la modalidad “Pecha Kucha”.

Una actividad que se agregó fue la que organizó un docente de UTEC que, interesado en la meditación, mostró “Círculo de sonidos”, donde los participantes durante unos 10 minutos podían meditar y disfrutar de los sonidos creados con diferentes instrumentos.

El cierre fue a puro stand up o monólogos a cargo del colectivo “Bardo científico”, que está conformado por científicos uruguayos.

Sarah quiere quedarse más tiempo en Uruguay

Sarah Simon, quien llegó a Uruguay como becaria del programa English Teaching Assistants de Comisión Fulbright gracias al convenio firmado entre ambas organizaciones en 2017, se mostró sorprendida por Fray Bentos y reconoció que le gustaría vivir más tiempo en Uruguay.

“Me sorprende que todo el mundo se conoce en Fray Bentos” dijo, entre risas, aunque reconoció que eso al principio le chocó “ya que todos sabían lo que hacía yo, y quería ser anónima de nuevo como lo era en Nueva York, pero luego me di cuenta que la gente es bien amable, bien abierta ¡y eso me encanta!”.

Para Sarah UTEC tiene muchísimo para crecer. “Nunca había estado en un lugar que está en sus principios como UTEC, que tiene 4 o 5 años. En EEUU las universidades son antiguas, con muchos años. ¡Me emociona participar en algo que es descentralizado y fuera de Montevideo”.

“Para ser honesta, estoy pensando en alargar el tiempo en Uruguay, ya que en noviembre me tengo que volver y la verdad es que me gustaría quedarme en Montevideo y poder seguir trabajando y conociendo más del país”.

Noticias relacionadas

No Comments

Add your review

Your email address will not be published.